Provincia

Mario Montoto, el polémico padre de Fernanda Raverta vigilará a los medios de comunicación provinciales

A pesar de que su hija es titular del ANSES y ex ministra bonaerense, y que él mismo se encuentra vinculado a una de las causas más notorias de espionaje ilegal en la historia contemporánea argentina, el gobernador lo eligió para espiar medios.

Mario Montoto es un viejo conocido de la política nacional. Según el polémico periodista Horacio Verbitsky, se trata de “uno de los hombres con más poder del país y opera desde las sombras”. De estrecha relación con el fiscal Carlos Stornelli y el fallecido juez federal Claudio Bonadío, Montoto fue conocido por primera vez durante la dictadura cívico – militar que asoló al país entre 1976 y 1983.

En aquellos años oscuros, Montoto era quien tenía a cargo la seguridad de su amigo y mano derecha, Mario Firmenich, líder de Montoneros y acusado del asesinato del secretario General de la CGT José Ignacio Rucci y que, consultado sobre su actividad durante los años más tristes del país, aseguró que “en un país que ha vivido una guerra civil, todos tienen las manos manchadas con sangre”.

En el interior de Montoneros, Montoto conoció a Patricia Bullrich. De una relación extremamente íntima con la ex ministra –de quien se ha dicho que era su “padrino” político– fue acusado de enviarle directamente a su correo personal los pliegos modificados que deseaba ganar, especialmente en lo que implica a cámaras de seguridad, radares y maquinaria de identificación automática para buques.

Como presidente de la Cámara de Comercio Argentino – Israelí, Montoto vinculó a los proveedores israelíes de aparatos de espionaje y represión de conflictos sociales con el gobierno de Mauricio Macri. Cuando explotó el escándalo de espionaje ilegal que tuvo como protagonista al falso abogado Marcelo D’Alessio, se comprobó que fue el ex Montoneros el que ubicó al principal imputado entre el círculo íntimo de Bullrich.

En aquel entonces, la totalidad de la oposición, especialmente el kirchnerismo más puro, criticó duramente a Montoto y pidió su cabeza ante la Justicia nacional. Sin embargo, las idas y vueltas de la política parecieran haber hecho de las suyas, y ahora el actual gobernador Axel Kicillof, a través de su ministerio de Infraestructura, lo invitó a participar de una licitación que tiene por objetivo el monitoreo de medios de comunicación.

La paranoia del gobierno bonaerense a la hora de evitar críticas en un año electoral, llevaron a la creación del expediente Ex2021-03299042-GDEBA-DPTLMIYSPGP, a través del cual el ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos, actualmente bajo el mando de Agustín Pablo Simone, contratará un servicio de “agencia de noticias”.

Los detalles del pliego dan muestras claras que, en la práctica, no es otra cosa que un verdadero servicio de vigilancia de medios de comunicación. Por ejemplo, alguna de las actividades que deberá cumplir la empresa es la de monitoreo de programa de radios y la redacción de resúmenes sobre todo lo emitido al aire, monitoreo de programas de TV y cable con reportes individuales de todo lo hablado, y lo mismo va para medios online y gráficos, entre otros.

Para ello invitaron a la empresa Surely SA, cuyo principal accionista es el propio Montoto. La compañía, fundada en el año 2010, “provee soluciones para la supervisión y el monitoreo de personas en conflicto con la ley, especialmente en casos de violencia doméstica y arrestos domiciliarios”. Nada de experiencia tiene, según su propio perfil, en el monitoreo de medios de comunicación.

Montotoademás es el padre de Fernanda Raverta, actual titular del ANSES y ex ministra de Desarrollo de la Comunidad del propio Kicillof. Desde su cargo en la estructura bonaerense, Raverta nombró como director Regional de ANSES al padre de sus hijas, Pablo Obeid. Al parecer, en el kirchnerismo, todo queda en familia: hasta las operaciones de espionaje.

Show More

Noticias relacionadas

One Comment

  1. El negocio con presos del padre de la jefa de Anses en Mendoza
    Mario Montoto es accionista de la empresa Surely SA que le presta al Gobierno provincial tobilleras electrónicas.
    La llegada de Fernanda Raverta a la Anses, provocó una ola de revisionismo sobre la historia de la funcionaria. Fue cuestión de horas para que se difundiera que en su infancia Raverta había vivido en Cuba y que su padre había sido secretario del líder de Montoneros Mario Firmenich.
    El padre es Mario Montoto, alias «Pascualito», un empresario que, según los revisionistas, tuvo un importante rol en la «orga». Según Horacio Verbitsky (otro hombre que participó de Montoneros), se encargada de los «fierros» y se encargó coordinar el entrenamiento en Palestina de jóvenes que participaron en la «contraofensiva».

    Daniel Peralta – dperalta@losandes.com.ar
    MIÉRCOLES, 6 DE MAYO DE 2020

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *