Economía

La inflación en el Gran Buenos Aires volvió a superar los dos dígitos en noviembre

Un relevamiento privado estimó que el IPC retomó la senda alcista tras la caída de octubre.

La inflación de noviembre en el Gran Buenos Aires retomó la senda alcista y se ubicó por encima de los dos dígitos, tras la merma de octubre, alcanzando una suba mensual del 11,5%, de acuerdo al relevamiento de precios minoristas elaborado por C&T Asesores Económicos.

El dato del penúltimo mes del año representa un evidente incremento frente a octubre, cuando la consultora había estimado una variación mensual del Índice de precios al consumidor (IPC) de 9,6%, mientras que el indicador del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) había caído hasta el 8,3%.

A pesar de la suba, el índice de noviembre se ubica por debajo de los picos de agosto y septiembre, cuando la inflación escaló al 12,4% y al 12,7%, respectivamente. En cuanto a la variación acumulada de los últimos doce meses, el estudio de C&T reflejó que trepó a 161,6%.

La consultora explicó el incremento analizando que “el mes arrancó con diversos ajustes significativos después del freno que había tenido lugar hasta las elecciones generales de octubre, a continuación hubo una moderación y, luego del ballotage, comenzaron a registrarse incrementos fuertes y generalizados”.

En relación a los sectores que registraron mayores aumentos, el relevamiento aportó que “salud fue el rubro de mayor suba” ya que “entre sus componentes se destacó el alza de 19% en los medicamentos, una de las grandes altas de todos los rubros del IPC”.

Por el lado del esparcimiento, el informe reveló que las principales subas se dieron en el turismo y los equipos electrónicos; en el caso de los últimos, a pesar de las ofertas que tuvieron lugar durante el mes.

Otro componente que reportó incrementos en noviembre, fueron “los electrodomésticos, que impactaron particularmente en equipamiento y mantenimiento del hogar”. El alza de este rubro también estuvo acompañado por los productos de limpieza y un nuevo aumento para las empleadas domésticas.

Alimentos y bebidas, por su parte, experimentaron una variación mensual del 13%, “con alzas generalizadas, que no bajaron del 9% y que llegaron hasta el 22% en frutas y verduras”, según arrojó el informe de C&T.

En cuanto al transporte y comunicaciones, “los componentes más influyentes fueron el mantenimiento de vehículos, los servicios de conexión y los equipos de comunicaciones”, mientras que “vivienda fue el rubro de menor incremento por la baja en el costo de la electricidad”, de acuerdo al relevamiento privado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

− 2 = 1

Noticias relacionadas

Follow by Email
Twitter
YouTube
Instagram
WhatsApp