Municipios

Escándalo en el Concejo y un «escrache» a José Molina

Tal como estaba previsto, y como lo anticipábamos ayer, con faltazos y conversos, esta mañana se concretó la Asamblea de Mayores Contribuyentes en la que por 38 votos positivos, cuatro negativos y cuatro ausentes, se aprobó la nueva propuesta impositiva del Ejecutivo en cuanto al aumento de las alícuotas de las tasas existentes y la insólita creación de cinco nuevas.

La sesión se celebró en un clima de tensión, ya que varios vecinos que se acercaron a la sede del Concejo Deliberante fueron impedidos de ingresar a un recinto y a un acto públicos, ante la intransigencia incluso de la oposición, que decidió no intervenir en favor de los visitantes.

Aquí apareció el primer converso: el concejal Juan Manuel Quintana, de extracción radical y que accedió a su banca por los libertarios, que aún ostentando la vicepresidencia del cuerpo y habiéndose desempeñado como Defensor del Pueblo, optó por la comodidad del silencio frente a la situación. Vale recordar que tanto Quintana como Silvia Ioselli integraron la lista de La Libertad Avanza a pedido del propio intendente, con lo que dejaron al presidente de ese bloque, Juan Martín Tito, en una posición un tanto precaria en cuanto a la toma de decisiones.

Por otra parte, también se pudo confirmar el garrochazo de otro opositor, el derquino Flavio Álvarez, que con visible timidez votó el impuestazo, mientras la sorpresa vino por el faltazo de dos libertarios: el propio Tito y Juan Pablo Casañas Onganía.

Por las actitudes tanto de Quintana como de Ioselli, como las de Tito y Casañas, el presidente Milei no tiene demasiada representación legislativa en Pilar, dato que también se escuchó como al pasar en la misma Olivos.

El deterioro radical

En otro orden de cosas, aludiremos aquí a un dato no menor que algunos omitieron: en la sesión preparatoria que se desarrolló el 5 de enero pasado, el oficialismo carecía de quórum para avanzar en este proyecto, y lo consiguió a partir de la buena voluntad de los concejales Quintana y Michelle Alarcón, que no vacilaron en ocupar sus bancas ante el llamado de sus colegas kirchneristas.

Sobre llovido, mojado

Al aire enrarecido que se respiraba en el Concejo, en la calle se vivía un clima similar. En medio de la lluvia, varios ciudadanos que se acercaron al lugar para expresar su disgusto frente a este ataque a los alicaídos bolsillos pilarenses, se encontraron con el derquino José Molina, uno de los más conspicuos representantes de la casta política en el distrito.

Y lo que pasó, es lo que se ve en el siguiente video:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + 3 =

Noticias relacionadas

Follow by Email
Twitter
YouTube
Instagram
WhatsApp