Municipios

Exigen a De Achával la devolución de un millón y medio por una habilitación que el municipio no otorgó

La demanda se relaciona con un centro de rehabilitación de adictos de Villa Rosa, al que le cobraron esa suma para permitirle funcionar y que finalmente fue cerrado por la justicia por, justamente, carecer de habilitación municipal.

El pasado jueves 12 de enero, en plena  feria judicial, se allanó y cerró el centro de rehabilitación de adictos “Un Día Más”, ubicado en la calle Mitre 1760, Villa Rosa. La medida se concretó con la presencia del fiscal Raúl Casal, de San Isidro, y personal del Órgano de Revisión de la Ley de Salud Mental y del municipio de Pilar.

Al mismo tiempo, en la oportunidad, se ordeno la detención del director de la institución, Martín Machín, quien permaneció doce horas en ese estado aunque sin que se estableciera causa alguna.

Según los informantes, el fiscal Casal se presentó sin orden de allanamiento y determinó el alta de todos los pacientes, aunque a tres de ellos, oriundos de la ciudad de Rosario, resolvió trasladarlos a un penal por resistirse a abandonar el centro de rehabilitación.

Al respecto, el presidente de la Asociación Antidrogas de la República Argentina, Claudio Izaguirre, responsabilizó a Casal «por la suerte que corra cada uno de los externados y, teniendo en cuenta el estado de algunos de ellos por la virulento despliegue de fuerza que aplicó, es probable que alguno de ellos tome alguna decisión fatal». «Si esto sucediera, acusaremos por homicidio al señor fiscal y a cada uno de los intervinientes teniendo en cuenta que carecían de orden de allanamiento», agregó.

Por otra parte, Izaguirre anticipó que » las anomalías en que incurrieron durante el allanamiento trucho, serán elevadas a cada integrante de la Suprema Corte de la Provincia de Buenos Aires, Luís Genoud, Hilda Kogan, Sergio Torres y Daniel Soria; y lo propio se hará con el Procurador General de la Provincia de Buenos Aires Julio Marcelo Conte Grand».

La habilitación que se quedó en el camino

Esta medida judicial se relaciona directamente con la carencia de habilitación por parte del centro de rehabilitación para funcionar como tal, y en ese sentido, Izaguirre explicó que «el tema de estas habilitaciones viene siendo negada desde 2011 en forma sistemática a todos los centros de rehabilitación de adictos a la sombra de la ley de Salud Mental y del Órgano de Revisión de la Ley de Salud Mental», al tiempo que observó que «erróneamente, entienden estos lugares como campos de concentración del estilo nazi, en lugar de verlos como espacios de humanización».

De esta forma, siguió, «las instituciones luchan por obtener un permiso precario y Machín (el director) en ésta búsqueda  fue cooptado por personal del municipio de Pilar que le pidió un millón y medio de pesos a cambio de una habilitación que jamás le entregaron».

Al respecto, Izaguirre precisó que «ahora estamos exigiendo a Federico de Achával, intendente de Pilar, la restitución del millón y medio de pesos por no haber entregado la habilitación al Centro de Rehabilitación de Adictos “Un Día Más”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

69 − 59 =

Noticias relacionadas

Follow by Email
Twitter
YouTube
Instagram
WhatsApp