Municipios

Una familia busca justicia para la víctima de un accidente de tránsito

Álvaro Leonel Romero tenía 26 años cuando la muerte lo sorprendió la madrugada del domingo 18 de febrero en un accidente de tránsito en la avenida Néstor Kirchner, muy cerca de la entrada del polideportivo municipal de Pilar.

Desde ese momento, su familia, encabezada por su madre Cecilia, busca justicia para Álvaro y, en la certeza de que «hubo muchas irregularidades» en la investigación de su trágica muerte, alguna respuesta por parte del fiscal Andrés Quintana, a cargo de la causa. Con ese objetivo, este jueves a partir de las 10,30, la mujer encabezará una marcha frente al edificio de Bomberos, en la calle Tucumán, donde se encuentran las oficinas de las Fiscalías locales.

Álvaro murió casi instantáneamente, cuando la moto que conducía se estrelló contra un vehículo que comandaba un joven de 18 años, después de haber dejado en su domicilio a un primo, con el que había compartido la fiesta de quince de una sobrina, en el barrio Pellegrini.

Cecilia asegura que lo único que le dijeron del chico que chocó con su hijo es que «es hijo de empresario y nieto de comisario», lo que podría explicar alguno de los interrogantes sin respuestas que se plantea cada día desde ese domingo fatídico. Y que según la versión que habría dado a la policía después de recibir algunas curaciones en el Sanguinetti fue que Álvaro «se cruzó de carril», pero «en el asfalto no hay huellas de frenado, lo que significa es que, directamente, ni vio a mi hijo y venía muy rápido». Además, sostiene, «en el expediente parece que faltan datos del chico, porque no tuve acceso; no me dejaron».

La mujer también descree de la explicación que le dieron respecto a las cámaras ubicadas en el lugar, ya que «me dijeron que no funcionaban, pero los vecinos dicen que no es así, que funcionan perfectamente». En ese sentido, pide a quienes hayan presenciado el accidente que se presenten en la Fiscalía como testigos, al tiempo que no es explica «porqué a la gente de la municipalidad que apareció en el lugar le dieron orden de no hablar del tema».

Quién era Álvaro

Cecilia describe a su hijo como un «chico común, como cualquiera de esa edad». «Era rebueno, amado y amiguero, respetuoso, le gustaba jugar al fútbol y cocinar», dice.

«Iba y venía del barrio Alpina II, donde vivimos, a Peruzzotti, donde vive mi mamá porque él la cuidaba», recuerda antes de agregar que «era soltero, aunque estaba pensando en volver con una novia».

 

3 Comments

  1. ALVARITO. UN BUEN PIBE, AMOROSO, RESPETUOSO, ALEGRE. CON TODA UNA VIDA POR DELANTE… QUE SEA JUSTICIA… NO IMPORTA SI EL QUE LO MATÓ ES NIETO DE COMISARIO O DEL PRESIDENTE, SI SE MANDÓ UNA MACANA, TIENE QUE DAR LA CARA Y ACEPTAR LAS CONSECUENCIAS, COMO ADULTO QUE ES…

  2. Hola alvaro fue lo mejor..lo q pedimos es justicia no por ser hijo de empresari o nieto de comisario esto tiene q quedar asi…solo por tener plata pude quedar una persona impune..ese hijo q cubren sus papas q ejemplo le dan ..o ustedes progenitores de este chico q ejemplo dan..lo q pasa q en pilar tenes plata y sos pariente de tal podes hacer lo q se te canta..matar agredir falcificar ocultar plata va plata viene y hacemos lo q queremos total tenes plata

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+ 46 = 51

Noticias relacionadas

Follow by Email
Twitter
YouTube
Instagram
WhatsApp