Provincia

La Defensoría bonaerense alertó sobre la «epidemia» de ludopatía juvenil

Un relevamiento de la Defensoría del Pueblo de la provincia de Buenos Aires analizó las cifras detrás del furor de las plataformas de juego online. Las causas de un fenómeno que preocupa a los padres, las escuelas y los especialistas en salud mental.

En Argentina, está prohibida la participación de menores de 18 años en plataformas de apuestas on line, al igual que en casinos o bingos. Sin embargo, la ludopatía crece a edades cada vez más tempranas y los especialistas en salud mental advierten sobre los riesgos de la adicción al juego, especialmente entre los adolescentes.

Las cifras son contundentes: el 8,29% de los argentinos apostó online en algún momento de su vida, cifra que se eleva al 12,5% en jóvenes de entre 15 y 24 años, y alcanza el 15,5% en el grupo de 25 a 34 años, según un reciente informe presentado por el Observatorio de Adicciones y Consumos Problemáticos de la Defensoría del Pueblo bonaerense.

“Los juegos y las casas de apuestas figuran entre las actividades de entretenimiento más populares y de mayor desarrollo en el mundo. Este fervor por jugar se manifiesta particularmente en los países de América Latina, donde el negoció se potenció al aumentar sustancialmente el nivel de conectividad a partir de la pandemia″, señaló el defensor adjunto bonaerense Walter Martello, director del Observatorio de Adicciones y Consumos Problemáticos y coordinador del documento “Ludopatía en jóvenes”, realizado tras la solicitud de la asociación civil “Pensando en Generar Políticas Públicas”.

El informe señala que, históricamente, los jugadores patológicos eran en su mayoría adultos mayores de 45 años que apostaban para ganar dinero o recuperar pérdidas, en lugares físicos, como hipódromos o casinos. Actualmente, la modalidad de juego virtual impulsó un cambio del perfil del jugador hacia jóvenes de 15 a 35 años, muchos de ellos estudiantes secundarios o universitarios, que pasan largas horas en plataformas online.

El documento de la Defensoría -que interpreta y agrega información a un relevamiento realizado por Ibope que abarcó a 10.018 apostadores en Argentina- muestra que las apuestas online son más habituales en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), con un 9,07%de incidencia comparado con el 7,46% en otras regiones del país.

En términos de preferencia, el 41,2% de los apostadores elige el fútbol como su opción principal, seguido por los bingos (37%) y el boxeo (16,8%). El informe postula que esta inclinación por el fútbol está vinculada a la fuerte presencia de patrocinadores de apuestas en el ámbito deportivo, donde, por ejemplo, el 28% de los equipos de Primera División en Argentina llevan en sus camisetas publicidad de casas de apuestas, según detalla el documento.

“Tanto la pandemia, como el mayor nivel de conectividad en jóvenes con teléfonos inteligentes y la posibilidad de acceder a billeteras virtuales a partir de los 12 o 13 años, marcó un cambio en la modalidad de las apostadores: ya no ser necesario concurrir una sala de apuestas para realizarlas -detalla Martello- por otro lado, los influencers en las redes sociales, quienes se dirigen a los menores y promueven ganancias que nunca van a ser tales, son todas condiciones que generan un círculo de condiciones para el desarrollo de esta verdadera epidemia”.

En Argentina, más cifras muestran el alcance de la ludopatía: en cuanto a la frecuencia de juego: el 10,1% de los apostadores juega todos los días y el 11,3% lo hace entre cuatro a seis veces por semana.

En cuanto a los montos, más del 23% invierte cifras superiores a los $10.000 y el 3% gasta más de $100.000 en plataformas de apuestas. El mayor porcentaje de apostadores online (8,81%) se encuentra en los grupos de bajos ingresos, seguido por sectores medios y altos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

43 − 38 =

Noticias relacionadas

Follow by Email
Twitter
YouTube
Instagram
WhatsApp