Provincia

Sospechoso robo de termómetros en una dependencia del ministerio de Salud

El hecho ocurrió a mediados de junio en la subsecretaría de Salud Mental, Consumos Problemáticos y Violencias en el ámbito de la Salud Pública y todavía se desconocen los responsables. Treintaitrés termómetros digitales desaparecieron del despacho privado del director provincial, Mariano Rey.

A través de un comunicado del área dependiente del ministerio de Salud bonaerense, conducida por Daniel Gollán, se dio a conocer el curioso ilícito que todavía no tiene personas involucradas. “Sufrimos el robo de treintaitrés termómetros digitales que iban a ser repartidos en los diferentes dispositivos de la provincia, sustraídos directamente del despacho privado del director provincial”, señaló la carta de la subsecretaría con sede en Tolosa.

Lo llamativo es que los insumos médicos fueron lo único robado y, al día de la fecha, no se reportaron testigos del suceso. Además, a la oficina del director provincial, Mariano Reytienen acceso muy pocas personas de su extrema confianza, según contaron fuentes del lugar. Así, los principales perjudicados fueron los centros provinciales de atención (CPA) y las comunidades terapéuticas, ambos espacios donde iban a ser destinados los termómetros.

Desde la dependencia provincial insistieron en su “preocupación” y el “estado de alerta” que les generó tal situación. En tanto, remarcaron que se establecieron “nuevas pautas para la entrega de llaves” sumado a la “revisión y vigilancia por parte del personal de seguridad”, aclarando que iba a ser efectuada la denuncia policial correspondiente considerando “la gravedad del robo”.

Sin embargo, más allá de la manifiesta inquietud por lo acontecido y el supuesto interés para prevenir secuencias similares, trabajadores del área provincial se comunicaron con el portal RealPolitik para evidenciar su disconformidad con lo ocurrido. Si hasta el momento no se ha recabado ningún tipo de pruebas y al despacho de Mariano Rey sólo ingresa gente de su círculo íntimo, cabe preguntarse si el comunicado fue realmente genuino o una farsa para ocultar a los autores materiales del robo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

− 1 = 1

Noticias relacionadas

Follow by Email
Twitter
YouTube
Instagram
WhatsApp